domingo, 1 de julio de 2018

Horror vacui

a mi hermano

el cielo
éter
años luz
la prueba del misterio

suspiros de vírgenes desfloradas
el último aliento
lamparita de Aladín encendida
sólo para los niños
los pájaros
los que sueñan

diadema para reinas muertas

camino
laberinto
encrucijada
de miradas perdidas
y encontradas

el cielo
gran boca del universo
que calla y truena
ante oráculos y oraciones

y aún así
los eternos hombros cansados
siguen buscando en la noche
su estrella fugaz.

18 comentarios:

  1. «Que nos devuelvan la noche» (un lema). En esa necesidad de sentido, tantas veces la poesía pisa tierra aunque surja mirando el cielo.

    Ya se lo dijimos, nos agrada buscar entre sus letras.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Nos gusta su lema, ¿será que podemos adoptarlo? Saludos!

      Eliminar
  2. La estrella fugaz ilumina nuestro camino en un brebe instante.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Puede que el instante sea breve, pero tambo-en definitivo. Saludos!

      Eliminar
  3. el cielo abruma, por ejemplo, cuando se está solo en medio del desierto o en alta mar a merced de las fuerzas de la naturaleza. es ahí cuando en pleno horror al vacío se invoca en vano a los dioses en busca de una ayuda que jamás llegará.

    un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Llenar los vacíos de la ignorancia, a veces con mejores resultados que otros. Abrazos.

      Eliminar
  4. Me gusta esa penùltima estròfa. La gran boca del universo insaciable.

    Hacìa falta leer poesìa, hacìa falta encontrar el cruce laberìntico de las palabras para entrar y salir en ellas.

    Abrazo taty.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es también mi favorita por la misma razón. Besitos.

      Eliminar
  5. ¡Qué ritmo tiene! me gustó mucho.

    Besos, Taty.

    ResponderEliminar
  6. Me gustan estos versos libres, entre fantasiosos y melancólicos.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Fantaseamos con lo que desnudemos o no entendemos. Abrazos.

      Eliminar
  7. A pesar de todo, aún se tiene fe en el oráculo. Un abrazo. carlos

    ResponderEliminar
  8. Cuando nos percatamos que el vacío puede llenarse de fantasía, ninguna otra cosa puede detenernos.

    Saludos,

    J.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y si no, míranos aquí llenos de física, religión y poesía. Abrazos.

      Eliminar
  9. Respuestas
    1. Gracias, me alegra poder comunicarlo :) Un abrazo.

      Eliminar